El símil del coche para hombres-Llama

15:00



Siento una fuerte conexión con los hombres-Llama. No os pongáis celosas, que no hay motivo... desde el principio he sentido que muchas veces soy el chico-Llama de mi no relación Llama. Esto está bien y mal. Mal porque me cuesta balancear y bien porque esto de la dirección y acción es lo mío. A lo que iba, esta conexión fraternal con los chico-Llama me crea sentimientos de compañerismo y compasión muy bestias hacia ellos. No sé... pero como que los entiendo, entiendo su dolor y sus sensaciones... y la sensación que más percibo es la de: palabras silenciadas. Como las palabras son lo mío y tengo mucha imaginación... vamos a intentar poner palabras a todas esas emociones que están calladas y están gritando por salir. Lo vamos a hacer con un ejercicio ideado personalmente para vosotros, mis amados amigos y compañeros Llama. Espero que os guste y os sirva para sanar y avanzar. Está pensado para que sea discreto, divertido y fácil. No os podéis quejar. Está claro y no hace falta que diga que si alguna chica-Llama siente que vibra con el ejercicio lo puede hacer perfectamente ¿Verdad? Eso pensaba yo.

EL COCHE DEL HOMBRE-LLAMA

Te voy a pedir que busques la imagen de un coche que esté tan destartalado como te puedas sentir tú. Que tenga su oxido en la carrocería, sus asientos desmontados, las ruedas pinchadas... que esté hecho un cromo en la medida que tú también te sientas así. Es fácil, busca las imágenes y cuando tus ojos se vayan a uno, ese es el elegido. Ahora, cuando tengas la imagen... la imprimes o coges un papel. Vas a asociar cada parte del coche y cada desconchón y ralladura en la pintura con una emoción. Ejemplo de símbolo que me ha venido a la mente pero que tú puedes variar:
Faro roto = confusión
No hace falta que sientas la emoción pero no hagas trampas y te pongas a pensar. Mira el coche y escribe la palabra que salga o haces un dibujo, sin más. Cuando acabes de escribir esas emociones dejas el coche aparcado (lo siento, no lo he podido resistir... tenía que decirlo). En este punto, tienes dos opciones. Si eres muy valiente y estás ya en el punto de desesperación por resolver la situación... le puedes mostrar el coche a tu compañera Llama y buscar juntos estrategias para sanar y restaurar el coche o... lo puedes hacer por ti mismo, poquito a poquito. Ahora, te voy a pedir que vuelvas a buscar la imagen de un coche pero esta vez, la de tu coche ideal, el coche perfecto que te define y te queda como un guante. Ese coche que es EL COCHE. Ese que casi deseas tanto como a tu chica-Llama. Quiero que lo mires, que lo sientas y que cojas esa imagen y la cuelgues en la nevera. Esa imagen, ese coche... es como estarás y te sentirás cuando acabes el proceso de sanación. Cada vez que la veas... verás en lo que te estás convirtiendo... en esa preciosidad. Sólo necesitas llegar del punto A al punto B.

Cómo llegar del punto A al punto B si decides hacerlo por ti mismo
Siento tener que ser yo quien te diga que la mejor forma de sanar es sentir la emoción que llevas tanto tiempo evitando... pero no te preocupes, llegados a este punto lo vamos a hacer lo más simple posible. Coge el coche A y elige algo por lo que empezar. Haz el proceso como si de la reparación del coche se tratara. ¿Qué significa esto? Cuando vas a arreglar o restaurar un coche empiezas por un punto según el tiempo y el presupuesto que tengas ¿Verdad? Pues esto igual, el presupuesto son los recursos internos. Si tienes ya, ahora, las herramientas para trabajar el perdón y el tiempo para hacerlo... empieza por ahí, lo demás llegará.

Cada vez que acabes de reparar algo, vuelve a mirar el coche A y revisa si las emociones han cambiado, porque muchas van a cambiar. Esto se debe a que estás llegando al origen y, al mismo tiempo, que tu conciencia se va ampliando.  Verás que algunas, sin hacer nada especifico, han desaparecido. Eso es genial, significa que has sanado el origen y que eso está resuelto.

Cuando tengas un momento de desánimo o te sientas indeciso... mira el coche B y piensa en lo bien que te vas a sentir sentado al volante, en ese asiento, rozando esa tapicería... sin complejos. ¿Sabes por qué vas a hacer esto? Porque te va a subir el nivel vibratorio y vas a fortalecerte, te sentirás mejor... y te estimulará.

VARIANTES: Sed creativos, vale el coche pero también una casa, un barco, un avión, una guitarra eléctrica... lo que sea que te guste y te ponga los pelillos de punta de placer.

ACLARACIÓN: Chicas, lo mismo digo, si no te llama el tema del coche, busca algo que te haga vibrar y hazlo a tu manera.

Puedes escribir o dibujar sobre las dos imágenes, si así lo sientes y luego comparar. Es lo que he hecho yo pero es que soy mucho de escribir :) Ya sabes, todo está bien si te hace sentir bien.

Namasté.




QUIZÁS TAMBIÉN TE INTERESE:

0 comentarios

Puedes usar todo el material del blog siempre que respetes el contenido y cites la fuente. Gracias. Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Followers